Tamaño texto

Logicor comercializa dos parques logísticos más en Cataluña

Parque logístico de Vila-Rodona, en Tarragona

Logicor, propietario y operador de propiedades de logística y distribución en Europa, ha encargado a CBRE, consultora de servicios inmobiliarios, la comercialización en exclusiva de sus parques logísticos en Vila-Rodona y El Pla de Santa Maria, ambos ubicados en la provincia de Tarragona, considerada tercera corona logística de Barcelona.

Las dos naves logísticas de Vila-Rodona (WH3 y WH1), que estarán disponibles a partir de enero de 2020 y a partir del 15 de agosto, respectivamente, están ubicadas en un parque logístico formado por seis edificios independientes que ocupan un total de 111.000 metros cuadrados, con amplios patios de maniobra independientes y entrada compartida (servicio de seguridad 24 horas al día, siete días por semana). En el parque se encuentran otros ocupantes, como ID Logistics/Privalia, CEVA, EGD-Nintendo, Westwing y Eurofred.

Las naves logísticas cuentan con una superficie total alquilable de 20.010 y 10.165 metros cuadrados, respectivamente, y han sido construidas según estándares de máxima calidad. Ambas cuentan con una altura libre de 11 metros, tienen 28 y 12 muelles de carga, respectivamente y un amplio aparcamiento para coches y camiones. Asimismo, disponen de sala propia de carga de baterías y oficinas de 750 y 498 metros cuadrados cada una.

Plataformas logísticas de calidad

Por su parte, el activo de El Pla de Santa Maria dispondrá de una superficie total de 41.000 metros cuadrados, con la posibilidad de albergar un único inquilino o a dos empresas de 20.500 metros cuadrados. Estará disponible a partir de marzo de 2020, aunque existe la posibilidad de un acceso sencillo partir de noviembre de este año.

Esta plataforma, bajo gestión de Logicor, se ubica junto a la zona logística de Valls, que se caracteriza por la existencia de naves logísticas de gran formato. Su situación geográfica privilegiada es adecuada para atender a los mercados de Tarragona-Barcelona y conectar con el resto del territorio nacional, con entrada y salida directa a la autopista AP-2, a través de la carretera C-37, y conecta directamente con Barcelona.

Dispone de una altura libre de 10 metros, cuenta con 34 muelles de carga, cerramiento de chapa tipo sándwich, estructura de hormigón prefabricado, aislamiento tipo AISLADECK y con el certificado BREEAM very good.

Según David Oliva, director de Industrial y Logística de CBRE Barcelona, “ambos activos representan una gran oportunidad para la actividad industrial, logística y la distribución nacional, al ser un emplazamiento de referencia en la tercera corona”.

 

Buscador de Noticias